Leyendas de indigenas mexicanas

Antiguamente las cucarachas hablaban y anunciaban la muerte de la gente, hay que aclarar que en el principio de los tiempos la gente tenía forma de animales, esta cucaracha anunció la muerte de todos, le arrancó el cuello al lobo marino y lo escondió, si no hubiese sido por lo que le hizo al lobo todos vivirían eternamente. Pero el lobo no cumplió con el mandato de Elal y de noche salio a gatear, Elal les había dicho: “Acuéstense tranquilos que mañana iré a visitarlos”. El lobo no hizo caso y salió a buscar a su mujer para mantener relaciones con ella, después de lo cual ambos murieron. A partir de entonces, la gente no vive para siempre. Al lobo marino lo tiraron al agua por haber hecho tanto daño a la humanidad, ya que el castigo de Elal fue parejo para todos. La cucaracha se perdió, y a pesar de que la buscaron, no volvieron a encontrarla. Esa gente murió y otros aparecieron en su lugar.

Relato:
Ana Montenegro de Yebes
Kamusu Aike 1968